Cabaret Nacional


Es un proyecto que tengo en mente.
Tengo muy claro en el lugar que me gustaría lograr hacerlo por primera vez posible.
Tengo proyectado el evento. Es una idea que me mueve por dentro. A nacido a través del tiempo y con la edad. Es un todo en uno con clase. Es para mi generación. Es algo que en Cuba gusta mucho, y siento que en Suiza puede quedar muy bien. Es un concepto para un publico con dinero y ganas de pasarla bien. La elegancia, la profesionalidad, las luces, la música, el buen vestir, el ambiente acogedor, el buen trato, la originalidad, el buen servicio, los detalles, la exclusividad, la resonancia, la buena vibra, las estrellas, la clase.
Simplemente, necesito el generoso inversionista. Tan pronto como la vida me ponga en mi camino, una persona con ganas de trabajar e invertir en un proyecto con esta dirección, entonces, se podrá realizar un sueño mas. El dinero no lo es todo, también hacen falta las ideas. Las ideas con dinero tampoco lo es todo, hacen falta los ideales, la confianza, los principios, la labor, el talento, las habilidades, el don, las visiones, la salud, el tiempo, y la suerte, para poder llegar al buen camino que conduce al éxito sin corrupción ni drogas. En espera de inversionistas con un sentido muy alto del deber y el humanismo, desde ahora, doy gracias a la vida por todo lo que tengo y me da. Doy gracia a Dios por su gracia y bendiciones. Doy gracias al universo por su sabiduria. Y doy gracias a mis padres por haberme regalado la vida. Yordanka J.